10 Consejos para establecer y consolidar una marca en las redes sociales

redessociales
Las redes sociales son un terreno de todos, y de nadie. Todo el mundo tiene las mismas oportunidades para llegar, pero ello no es en modo alguno garantía de éxito. Para ello, es importante tener en cuenta que en estos medios no se puede ejercer un control absoluto de la comunicación, y que están sometidos a un constante cambio y evolución, ante los cuales conviene adaptarse.
En consecuencia, es importante sentar las bases de la actuación de la marca en las redes sociales, con el fin de que cada paso suponga un avance al objetivo. A continuación destacamos 10 recomendaciones y consejos para establecer y consolidar una marca en los Social Media:
Humanizar a la marca. Es el paso principal para conseguir llegar al público objetivo. Los usuarios desechan los mensajes autómatas, impersonales, que únicamente lanzan ofertas y promociones a discrección. Obrando así, estas marcas nunca conseguirán impactar en la mente de su consumidor; a lo sumo podrán llegar alguna vez a su bolsillo. Por ello, es importante que la marca practique abiertamente el diálogo, fomente las interacciones y se muestre siempre dispuesta a escucha y atender las peticiones de sus clientes.
Establecer la voz de la marca y siempre actuar aplicando un mismo tono de la comunicación. La marca ha de tener claro qué valores de identifican, y cómo representarlos en cada una de sus intervenciones en los Social Media. Bien sea cuando da a conocer uno de sus productos, o cuando responde a sus clientes, todo en ella ha de estar en consonancia, mantener una armonía comunicativa.
La constancia es la base del éxito. Nada de apariciones intermitentes, ni de cambios bruscos en el ritmo de las publicaciones. La marca ha de actuar en base a una estrategia, diseñada en función del objetivo, que marque el ritmo y se mantenga constante. Por ello se hace tan necesario invertir en el diseño de una planificación adecuada, y no dejar la presencia de la marca al azar.
Es importante conocer las reglas no escritas de comportamiento y actuación en cada red social. Cada plataforma dispone de un lenguaje propio, que los usuarios conocen bien. Por ello se espera una actuación determinada, en función de unas pautas. El aprendizaje de esta etiqueta implícita de actuación en las distintas plataformas sociales parte de la observación previa, y de la adaptación del mensaje a las herramientas y opciones de cada plataforma, teniendo en cuenta sus limitaciones y características propias. A modo de ejemplo, podemos destacar la necesidad de concentrar el mensaje en menos de 140 caracteres en Twitter, o la idoneidad de unir mensaje a la imagen, en el caso de Pinterest.
La marca necesita ponerse en la piel de su cliente. Antes de disponerse a actuar, es necesario saber a quién nos dirigimos, qué piensa, cuáles son sus actitudes y cómo hablarle. Para ello es necesario observarle, estudiarle y hacer un seguimiento de su actividad, con el fin de conocer sus inquietudes, intereses y cuál es el mejor modo para dirigirnos a él.
Actuar por y para beneficio del cliente. El cliente siempre ha de estar en el centro de la estrategia. Una máxima que ya se aplica a nivel global, pero que es más necesaria que nunca en un medio abierto a la conversación. Los clientes detestan que las empresas se dirijan a ellos con la única intención de aumentar su cuenta de resultados. La nueva realidad impone una vocación de servicio, una preocupación real por el cliente y su bienestar. Solo aquellas empresas que realmente entiendan este nuevo paradigma conseguirán establecer y consolidar en las redes sociales.
Intentar destacar, aportar valor y ser realmente útil. La estrategia de actuación de las marcas ha de apostar por la diferenciación y creatividad. Intentado destacar en base a valores positivos que repercutan directamente en la imagen de marca. No sirve de nada ser uno más, sino que hay que trabajar para conseguir ser el único.
Ser cuidadoso con los detalles. Imprescindible para marcar la diferencia y destacar por ser especial. Los clientes valoran positivamente ese pequeño gesto, palabra amable, o trato de favor que la competencia no le da. Son elementos que no suponen una gran inversión, pero que sí pueden reportar grandes beneficios.
Conferir al público voz y voto. Estamos hablando de redes sociales, el reino de la conversación por excelencia. Constituyen el lugar al que los usuarios se acercan para compartir opiniones e intereses, además de para conectar con las marcas. Por tanto, es importante aprovechar este potencial para fomentar el diálogo y la interacción con los clientes, y mejorar su vinculación con la marca.
Ante todo, Be social, my friend. Los medios 2.0 se han creado como punto de encuentro entre personas; un lugar donde actuar libremente e interactuar, tanto con los clientes actuales, como potenciales; proveedores e incluso la competencia. Esta actitud abierta y dialogante se transmite irremediablemente, y fomenta el espíritu abierto y comunicacional de la marca, lo cual anima a los usuarios a acercarse a ella.

Deja un comentario

Archivado bajo agencia interactiva, Captacion clientes, Curso de Community Manager, curso de marketing, Herramienta Web

¿Y tu qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s